Las personas inteligentes.

Las personas inteligentes se caracterizan por un rasgo de soberbia, autosuficiencia y falta de empatía. No están cinco horas delante de un libro a la espera de aprenderse algo que no les importa, porque cada vez que levantan la vista del papel su cabeza vuela a algo más interesante que hacer. Y si se concentran, lo hacen para mover sus neuronas más allá de una lista con quinientos nombres que no dicen nada.
Las personas inteligentes no son aquellas que sacan diez en todos los exámenes y consiguen las cosas que quieren a la primera. Las personas inteligentes fracasan, porque solamente los que vuelan tan alto pueden arriesgarse a caer.
Caer, pero
habiendo vivido.

4 comentarios:

Willow Hope dijo...

¡holahola! los inteligentes, además, tienen la perpetua ambición de aprender más, sobre lo que les interesa. son esponjas. todo les nutre.
un beso.

Anaid Sobel dijo...

La gente suele confundir ser listo con ser inteligente, y creo que la diferencia es demasiado grande como para no verla.
No puedo si no darte la razón.

Marina. dijo...

Es cierto. Podríamos añadir también la creatividad y las ganas de aprender y superarse.

El Demiurgo de Hurlingham dijo...

No intentar también lleva al fracaso.

2009-2016. Todos los derechos reservados a Alicia Alina.